Apertura. Revista de innovación educativa‏
Apertura 15

Interacción entre estudiantes en los foros Moodle de cursos blended learning en la Universidad Tecnológica de la Costa

Leonardo Hernández Peña

Universidad Tecnológica de la Costa

 

 

RESUMEN

El presente artículo está basado en una investigación educativa que analiza la interacción entre estudiantes del nivel técnico superior universitario en los foros de discusión de la plataforma Moodle. La investigación tomó como parámetro de referencia teórico el modelo de Gunawardena, Lowe y Anderson (1997) para reconocer los niveles de interacción durante las actividades de aprendizaje entre los estudiantes y con guía del profesor, así como para identificar la construcción misma del conocimiento en los estudiantes del curso "Programación avanzada", de la carrera de Tecnologías de la Información y Comunicación, área Sistemas Informáticos, en un modelo educativo con enfoque de blended learning (aprendizaje combinado o híbrido). La investigación siguió un enfoque de tipo cuantitativo para efectuar un estudio descriptivo, con un diseño no experimental y transeccional (transversal). El resultado reflejó que todos los niveles del modelo aplicado en las actividades de aprendizaje presentaron interacción, excepto dos niveles; también se encontró que el nivel en el que se ubica la mayor parte de la interacción es el de identificar acuerdos, ubicado en la fase tres: "Negociación o co-construcción de conocimiento", seguido del nivel uno: clarificación de términos de la primera fase: "Comparación de la información".

Palabras clave:

Aprendizaje combinado, blended learning, construcción del conocimiento, foros Moodle, foros virtuales, educación a distancia, interacción entre estudiantes, interacción virtual.

 

INTRODUCCIÓN

En este artículo se presenta una investigación acerca de un ambiente de tipo blended learning, en el cual la interacción entre los estudiantes se dio en foros virtuales mediante el uso de la plataforma Moodle de la Universidad Tecnológica de la Costa (UTC). Los estudiantes que participaron pertenecen a la carrera de Tecnologías de la Información y Comunicación, área Sistemas Informáticos (TICSI) de la Universidad Tecnológica de la Costa de Nayarit.

Los foros virtuales permitieron a los estudiantes interactuar de forma asíncrona (en momentos y lugares diferentes), para construir su conocimiento y desarrollar su aprendizaje a través de las actividades que se generaron. Esto les permitió también tener interacción con el contenido de los cursos, así como con el profesor; con base en ello, la interrelación en los foros se fue dando en todos los elementos implementados en los cursos, en los cuales el profesor fue parte fundamental como moderador y facilitador al guiar el aprendizaje de los estudiantes. Además, los foros ayudaron a que los estudiantes interactuaran con sus compañeros y, de esta forma, todos aprendieran de cada uno al darse una comunicación referente a lo que la mayoría de los compañeros comentan y aportan de manera colectiva.

Según York, Yang y Dark (2007), las investigaciones realizadas hasta el momento han demostrado que los cursos en línea carecen de fondo y significativa interacción al no usarse métodos de referencia, esto en forma generalizada y no específicamente de las herramientas utilizadas. Los métodos y herramientas tanto síncronas como asíncronas permiten la interacción entre estudiantes y maestros más allá del curso. Ante esto, los foros de discusión como herramienta asincrónica hacen posible que los estudiantes más reservados, tímidos e introvertidos expresen comentarios, inquietudes y demás cuestiones sin el temor o inseguridad que les podría surgir en un curso presencial. La importancia de esta investigación radica en el papel clave de las interacciones de los foros en el aspecto educativo, ya que los pocos estudios que existen en la UTC y en México sobre el uso de la plataforma Moodle como nueva tecnología educativa basada en código abierto (open source) no han abordado la cuestión de las interacciones como elemento clave para promover las prácticas educativas.

 

JUSTIFICACIÓN

Conocer los procesos de interacción en los foros virtuales es importante; la presente investigación tomó elementos del modelo educativo con un enfoque blended learning para estudiar las interacciones entre los estudiantes, en este caso los foros Moodle, y analizar la participación del profesor como guía. Para ello, es necesaria la orientación de un modelo de interacción que sustente teóricamente el proceso de comunicación en ambientes virtuales, a fin de determinar cómo se lleva a cabo la construcción del conocimiento en los estudiantes. Por este motivo se eligió el modelo de Gunawardena, Lowe y Anderson (1997), cuyo propósito es describir la naturaleza de las interacciones entre estudiante-estudiante, estudiante-profesor y la construcción del conocimiento en los estudiantes. La tabla muestra las fases y los niveles de este modelo.

 

Tabla 1. Fases y sus niveles del modelo de Gunawardena, Lowe y Anderson (1997).

 

La UTC, al no contar con indicadores del uso de sus plataformas educativas en el impacto de sus estudiantes ni mucho menos de la interacción que se da en ellas, decidió promover una investigación que brindara las bases para su análisis y mejora, y así dar futuras referencias y recomendaciones de adaptaciones que se hagan en la utilización de la plataforma Moodle, ya sea por actualización de software o del currículo, cuyo propósito sea la búsqueda de la calidad educativa que se establece en su misión, apoyada por la tecnología.

Los modelos teóricos como referencia existen, pero el poco o nulo conocimiento por parte de los docentes y directores sobre el potencial que éstos pueden generar en el aprendizaje de los estudiantes se ha expresado en la no utilización de los foros en Moodle como medios de interacción en la UTC. Al recurrir a ellos se hace sin una metodología ni un riguroso seguimiento que dé las bases necesarias para la retroalimentación y evaluación de la participación e interacción de los estudiantes. De ahí la necesidad de efectuar esta investigación para sustentar las prácticas educativas de los procesos de interacción de los estudiantes de la UTC vía la plataforma Moodle, ofrecer una visión de lo que está imperando en el e-learning, y tener resultados que proporcionaran las bases para generar indicadores que sirvieran para futuras referencias y para mejorar la interacción en las actividades de aprendizaje en los foros.

 

CONTEXTO

La UTC, ubicada en Santiago Ixcuintla, Nayarit, es un organismo público descentralizado, con ingresos del gobierno estatal y dependiente de la Coordinación General de Universidades Tecnológicas (CGUT); cuenta con aproximadamente 1 500 estudiantes en seis carreras técnicas y cuatro de nivel licenciatura en dos modalidades (70 por ciento práctica y 30 por ciento teórica): el normal, de lunes a viernes y el despresurizado, los viernes y sábados; este último para personas adultas que trabajan y quieren seguir estudiando; así se cubre la demanda del estado. Los y las estudiantes (de entre los dieciocho y cincuenta años y con un nivel económico bajo) provienen de Nayarit, específicamente de la zona norte del estado, y también del estado vecino de Sinaloa, lo cual brinda la oportunidad de compartir una diversidad cultural por demás provechosa. El profesorado, originario del mismo estado, tiene grado de licenciatura hasta doctorado y es de asignatura y de tiempo completo.

La misión de la UTC es:

Somos líderes en la formación de profesionistas con competitividad global en su área de especialidad, basados en un modelo educativo innovador en sus diferentes modalidades y niveles, pertinentes a la zona de influencia, tecnológicamente  avanzados, con apoyo a los estudiantes y estrechamente vinculados con la región, que contribuye a su desarrollo (Universidad Tecnológica de la Costa, 2011).

La UTC hace uso del Moodle desde 2006 en la TICSI, lo que permite a los estudiantes experimentar la educación a distancia, que

es un aprendizaje planeado que normalmente ocurre en un lugar diferente del de la enseñanza y como resultado requiere técnicas de diseño de cursos especiales, técnicas instruccionales especiales, métodos de comunicación electrónicos o basados en tecnología especiales, así como arreglos administrativos y organizacionales especiales (Moore y Kearsley, 1996, citado por Escamilla, 2007, p. 23).

En este estudio se considera la educación con un enfoque blended learning o aprendizaje combinado o híbrido, esto es, una "combinación de componentes de tecnología de la informática y computación e Internet, con componentes de formas tradicionales de enseñanza presencial y de formatos instruccionales de aprendizaje a distancia o e-learning" (Mortera, 2007, p. 127).

 

PREGUNTAS DE INVESTIGACIÓN Y OBJETIVOS

La investigación en la que se basa este artículo partió de la pregunta principal ¿cómo se da la interacción entre estudiantes universitarios de la UTC en los foros de Moodle con base en las actividades de aprendizaje según el modelo de Gunawardena, Lowe y Anderson (1997)?

De lo anterior se desprenden las siguientes preguntas secundarias:

  1. ¿Qué niveles de interacción, según el modelo de Gunawardena, Lowe y Anderson (1997), se presentan en la participación que tienen los estudiantes en actividades de aprendizaje en foros Moodle?
  2. ¿En qué fase y nivel de interacción se ubican la mayoría de las participaciones de los estudiantes, según el modelo de Gunawardena, Lowe y Anderson (1997)?
  3. ¿Cómo se da el proceso de interacción (construcción del conocimiento), de acuerdo con el modelo de Gunawardena, Lowe y Anderson (1997)?

Objetivos

  • Identificar las fases, los niveles y el proceso de interacción entre estudiantes en los foros Moodle durante actividades de aprendizaje con el modelo de Gunawardena, Lowe y Anderson (1997) del curso Identificar las fases, los niveles y el proceso de interacción entre estudiantes en los foros Moodle durante actividades de aprendizaje con el modelo de Gunawardena, Lowe y Anderson (1997) del curso "Programación Avanzada"
  • Conocer el proceso de construcción del conocimiento mediante el análisis de las cadenas de interacción entre los estudiantes a partir del modelo de Gunawardena, Lowe y Anderson (1997).

 

HIPÓTESIS

Los niveles de interacción que se presentan en la participación de los estudiantes en actividades de aprendizaje en los foros de Moodle se ubican en los primeros tres niveles del modelo de Gunawardena, Lowe y Anderson (1997): clarificación de términos, enunciados de acuerdo y corroboración de ejemplos. Lo anterior permitirá ubicar los niveles de la participación de los estudiantes en el modelo estudiado y dar una interpretación de ésta.

 

METODOLOGÍA

Las actividades de aprendizaje de los estudiantes correspondieron a la unidad 3 llamada "Aplicaciones en modo gráfico" del curso implementado; en la parte presencial se dio a conocer en PowerPoint el objetivo de la unidad, los temas y el software utilizado y su historia, y se informó acerca de las páginas oficiales de los desarrolladores de los software para la descarga e instalación de dichas herramientas informáticas. La actividad en foros Moodle consistió en un problema grupal de la construcción de un sitio web que implicaba análisis de software e investigación para resolver un problema real de software cercano a la vida cotidiana. Se inducía a los estudiantes a descubrir información relevante en el mundo del software, en entornos informáticos y en el desarrollo web; esto lo implementaron al solucionar el problema y utilizarlo en el campo laboral.

La evaluación consistió en revisar la calidad de las aportaciones y la frecuencia de comentarios a las contribuciones de los demás compañeros. Las actividades de aprendizaje analizadas fueron: la investigación, el manejo de software y las aportaciones en los foros en el primer semestre de 2009. Los estudiantes tenían conocimiento de las cinco fases y los niveles en los que deberían participar en el modelo estudiado.

La investigación siguió un enfoque cuantitativo, definido en las ciencias humanas como "la manera de abordar el estudio de los fenómenos que hacen hincapié en la medición y el análisis de datos con cifras" (Giroux y Tremblay, 2004, p. 40). El alcance es el descriptivo, lo que permite "especificar las propiedades, características y perfiles de personas, grupos, comunidades, procesos, objetos o cualquier otro fenómeno que se someta a un análisis" (Danhke, 1989, citado en Hernández, Fernández-Collado y Baptista, 2006). Ante ello, es deseable únicamente medir el proceso de interacción (cómo se presenta, construye, etcétera), así como los niveles de ésta. El diseño cuantitativo seleccionado fue el no experimental, ya que no pretende manipular de manera deliberada variables (en este caso, el proceso de interacción y los niveles entre los estudiantes en los foros de la plataforma Moodle), sino dar cuenta de lo que sucede en la realidad sin su manipulación y control de variables.

Esta investigación fue de carácter transeccional o transversal y descriptivo; permitió indagar la incidencia de las modalidades o niveles de una o más variables, por lo cual es un estudio meramente descriptivo. No se pretendió construir alguna situación; sólo se diseñaron las actividades de aprendizaje considerando el modelo estudiado, ya que fueron analizadas y observadas situaciones ya existentes; tampoco se indujeron las interacciones o niveles intencionalmente por el investigador. Aquí las variables independientes suceden y no es posible su manipulación, porque ya ocurrieron al igual que sus efectos. "Los diseños no experimentales son un parteaguas de un gran número de estudios cuantitativos como las encuestas de opinión (surveys), los estudios ex post facto retrospectivos y prospectivos, etcétera" (Hernández, Fernández-Collado y Baptista, p. 206).

Instrumentos de recolección de datos

Se tomó como muestra a 19 alumnos del grupo TIC53 de la TICSI y se aplicaron tres instrumentos de recolección de datos: 1) el análisis de contenido para la plataforma Moodle y sus foros, a fin de evaluar las líneas de interacción que generaron los estudiantes durante su participación en las actividades de aprendizaje; 2) como apoyo se diseñó un cuestionario impreso con escala Likert dirigido a los estudiantes con preguntas cerradas, el cual generó indicadores sobre la percepción de los estudiantes de su participación en los foros; y 3) un cuestionario para profesor mediante una entrevista con preguntas abiertas, que ayudó a conocer la relación e influencia del profesor en el proceso de interacción entre los estudiantes, así como la determinación del profesor en cuanto a la comunicación, el seguimiento y la participación misma en el proceso de interacción de los estudiantes.

Para el análisis de datos, se realizó el libro o documento de códigos para la hoja de codificación del instrumento de análisis de contenido, así como para los cuestionarios. Después se transfirieron los datos a una matriz para la hoja de codificación y para cada cuestionario, y luego se hizo la codificación física de los datos: llenar la matriz con valores mediante el software Statistical Package for the Social Sciences 17.0 (SPSS).

Al analizar los datos, se pretendió tener una confiabilidad que permita al instrumento producir resultados consistentes y coherentes conforme a la investigación. En la hoja de codificación se utilizó el tipo de confiabilidad intracodificador, que mide la estabilidad de la prueba y re-prueba de un codificador a través del tiempo; esto significa observar las diferencias de la codificación del mismo mensaje o línea de interacción hecha por el codificador en dos tiempos distintos: si las diferencias son muy pequeñas, el codificador es individualmente confiable. En las escalas de los cuestionarios se empleó la medida de estabilidad (confiabilidad por test-retest).

Respecto a la validez de la investigación, se utilizó la validez de contenido a partir de los estudios afines planteados en la revisión de la literatura y de los cuales se obtuvieron los temas, las categorías e indicadores aquí formulados. La validez de criterio se alcanzó mediante el coeficiente de validez, y la validez de constructo se determinó con base en el procedimiento estadístico de análisis de factores. Lo anterior dio como resultado que la validez total fuera representativa de las variables medidas.

 

RESULTADOS

Análisis de contenido

Se revisaron cada una de las 242 líneas de interacción generadas por los estudiantes.

En la primera fase, "Comparación de la información", se registraron 68 líneas de interacción en los cinco niveles del modelo utilizado; los estudiantes se relacionaron para aclarar los términos y tecnicismos informáticos que aparecieron en las actividades. La figura 1 muestra los niveles de esta fase y sus líneas de interacción.

 

Figura 1. Líneas de interacción de la fase uno: "Comparación de la información".

 

La segunda fase, "Disonancia e inconsistencia", que consta de tres niveles de interacción, hubo sólo 19 aportes de los estudiantes, todos dentro del nivel de ilustración del punto de vista, y no hubo interacción en los otros niveles (identificar desacuerdos y clarificar desacuerdos), ya que no surgieron desacuerdos entre los estudiantes.

 

 

Figura 2. Interacciones en fase tres: "Negociación o co-construcción de conocimiento".

 

En la tercera fase, "Negociación o co-construcción de conocimiento", en sus cinco niveles se generaron 61 líneas, como se muestra en la figura 2, con los niveles y sus interacciones. En esta fase, los estudiantes, en su construcción del conocimiento, efectuaron la clarificación de términos informáticos, desarrollo web y software; con base en sus argumentos y gracias a la investigación, propusieron acuerdos, compromisos e integración de ideas para realizar el sitio web.

La fase cuatro, "Prueba y modificación", registró 58 líneas de interacción. El primer nivel, correspondiente a la prueba de síntesis, contiene 19 por ciento de los aportes, mientras el segundo, prueba contra el esquema, registró 24.1 por ciento; el tercero: prueba contra la experiencia personal, 12 líneas; el cuarto: prueba contra la información recolectada, fue el más participativo, con 20 líneas de interacción. El último nivel, prueba contra la literatura, sólo generó una línea de interacción. Las aportaciones se enfocaron al desarrollo de la página web, los elementos para llevarla a cabo y su cultura informática, referente a las actividades que involucran la realización de la página, el software y las herramientas tecnológicas. Se revela la poca experiencia de los estudiantes; ponen a prueba la información recolectada para solucionar el problema planteado, al comparar y validar información que cubra las expectativas: desde el software hasta plataformas, pasando por diseño y desarrollo.

En la quinta y última fase, "Acuerdos y aplicaciones", se obtuvieron 36 aportaciones de interacción, que representan 14.9 por ciento del total de aportaciones; los estudiantes llegaron a un acuerdo general y aplicaron el conocimiento adquirido; varias aportaciones fueron polémicas y discutidas por todos en cuanto a la forma de cobrar su trabajo, ya que no se dispone de estándares con los que ellos puedan guiarse en el mundo del software. La mayoría de las aportaciones coinciden en el software a utilizar, plataforma, cobro y, sobre todo, la generación de ideas para darle solución al problema planteado para este estudio.

Cuestionario aplicado a estudiantes

A continuación se detalla el análisis de las respuestas de los estudiantes (diez mujeres y nueve hombres), quienes expresaron su percepción sobre la participación que tuvieron en cada fase y nivel del modelo utilizado. En la primera fase, la mayoría de los estudiantes (16) se involucraron en mensajes de clarificación de términos en las actividades de los foros Moodle, al intentar ponerse de acuerdo para obtener una mejor noción de lo que requiere el problema de diseño de página web. Respecto a los enunciados de acuerdo, 97.4 por ciento de los encuestados manifestaron pactar acuerdos en las participaciones de los foros Moodle, lo cual generó más interacción en las actividades al exponer sus posturas ante los aportes de sus demás compañeros.

En la corroboración de ejemplos, poco más de la mitad de los estudiantes (57.9 por ciento) señalaron estar de acuerdo en usar ejemplos en las actividades para entender mejor la problemática. En tanto, 31.6 por ciento aseguraron estar muy de acuerdo en efectuar lo anterior, en contraste con 10.5 por ciento, que admitieron ser neutrales en esta etapa de interacción. Clarificar los detalles es para 68.4 por ciento de los estudiantes, sin duda, una forma de obtener más conocimiento, ya que contribuye a mayor interacción con sus demás compañeros al formular dudas y comentarios polémicos.

En la segunda fase, en la identificación de desacuerdos, los estudiantes declararon estar de acuerdo, con 63.2 por ciento, lo cual contrasta con lo analizado en los foros, ya que este nivel no fue desarrollado por los estudiantes. De igual manera, poco más de la mitad de éstos indicaron estar de acuerdo en el nivel de clarificar los desacuerdos, en el cual sí se concretó la interacción de la segunda fase del modelo analizado, ilustración del punto de vista, ya que siete de cada diez alumnos están de acuerdo en que lo llevaron a cabo.

En la tercera fase, la mayoría de los estudiantes (84.2 por ciento) estuvieron de acuerdo en que clarifican los términos mediante los significados de éstos. Por su parte, en la negociación de argumentos manifestaron estar de acuerdo, con casi 70 por ciento, mientras que en la identificación de acuerdos más de la mitad estuvo de acuerdo en realizar esta actividad, con 63.2 por ciento a favor. Para la propuesta de nuevos compromisos, los estudiantes estuvieron de acuerdo con 57.9 por ciento, en tanto que para la propuesta de integración dijeron estar de acuerdo con casi 70 por ciento.

Para la cuarta fase, los estudiantes, casi en 80 por ciento expresaron que sí realizaban la prueba de la síntesis en las actividades de los foros. En el ítem en el que se analiza la prueba contra el esquema, según el modelo en que se basa esta investigación, los estudiantes respondieron estar de acuerdo en este nivel, y casi la mitad lo efectuaron. En el ítem en el que se cuestiona el uso de la prueba contra la experiencia personal en las actividades, un poco más de la mitad de los estudiantes comentaron estar de acuerdo en dicho nivel, con 52.6 por ciento. Por su parte, cerca de 74 por ciento se mostraron a favor de utilizar la información recolectada en las actividades de los foros mediante la prueba contra información recolectada, que corresponde al cuarto nivel de esta fase. En el último nivel de la fase cuatro, los estudiantes, por debajo de la mitad (42.1 por ciento), admitieron poner a prueba la información de la revisión de literatura a través de la prueba contra literatura.

En la última fase, en la que los estudiantes realizan sus acuerdos y conclusiones finales, el nivel de sumar acuerdos lo llevaron a cabo con 68.4 por ciento. En la aplicación del nuevo conocimiento, los estudiantes estuvieron de acuerdo en casi 60 por ciento; por último, en el tercer nivel los estudiantes concordaron en hacer enunciados de resultados en las actividades de los foros, con alrededor de 60 por ciento.

Entrevista con el profesor

El profesor manifestó que plantear cuestionamientos o preguntas sobre las aportaciones de los estudiantes genera mayor interacción entre ellos, incluso a veces polémica; destaca que guiar a los estudiantes en los temas produce mayores niveles de interacción, ya que se sienten más orientados hacia las actividades que deben realizar. Sin embargo, invitar a los estudiantes a participar en los foros no genera compromiso por parte de ellos, ni mucho menos aumenta la interacción; es a través de los mismos aportes de otros estudiantes que se dan las interacciones y fluyen las participaciones.

Otro punto relevante son las retroalimentaciones del profesor a las contribuciones de los estudiantes, las cuales originan una mayor cantidad de interacciones del alumnado, ya que, a manera de discusión, se plantea la información que ellos mismos generan y que deben defender en el proceso de construcción de su conocimiento.

 

CONCLUSIONES

Se identificaron todos los niveles en los que se desarrollaron las participaciones de los estudiantes en las cinco fases del modelo, incluyendo los dos niveles en los que no se presentaron líneas de interacción: identificar desacuerdos y clarificar desacuerdos, pertenecientes a la fase dos llamada "Disonancia e inconsistencia", los cuales responden a la pregunta de investigación número uno: ¿qué niveles de interacción, según el modelo de Gunawardena, Lowe y Anderson (1997), se presentan en la participación de los estudiantes en actividades de aprendizaje en foros Moodle?

Se encontró que el nivel que cuenta con mayores participaciones a través de las líneas de interacción es el número tres: identificar acuerdos, perteneciente a la fase tres, "Negociación o co-construcción de conocimiento", para dar respuesta a la segunda pregunta de investigación: ¿en qué fase y nivel de interacción se ubican la mayoría de las participaciones entre los estudiantes, según el modelo de Gunawardena, Lowe y Anderson (1997)?

Por su parte, la hipótesis planteada es rechazada, ya que la interacción en la mayoría de los niveles del modelo analizado pertenece a las cinco fases y sus respectivos niveles en general. La construcción del conocimiento en los estudiantes es incipiente, por lo cual es deseable que la cantidad de aportaciones en cada fase vaya en aumento. Se encontró también que la influencia de los profesores en las actividades de los foros es sumamente importante para que se genere una mayor interacción y participación de los estudiantes, y haya más líneas de interacción; esto, atendiendo a la tercera pregunta de investigación: ¿cómo se da el proceso de interacción (construcción del conocimiento), según el Modelo de Gunawardena, Lowe y Anderson (1997)?

Se recomienda usar métodos y estudios que fundamenten la implementación de foros de forma correcta en ambientes blended learning; que los alumnos se involucren más en la metodología del modelo mismo, que lo conozcan y reconozcan la importancia de cada fase en la construcción de su conocimiento, para evitar dejar niveles sin líneas de interacción; que los profesores promuevan los foros virtuales y el modelo estudiado entre colegas y nuevos estudiantes; y que se realicen más investigaciones sobre el uso de los foros Moodle en la UTC o cualquier otra institución, lo que permitirá acrecentar el acervo sobre esta práctica educativa.

 

REFERENCIAS BIBLIOGRÁFICAS

Escamilla de los Santos, J. G. (2007). Hacia un aprendizaje flexible sin fronteras y limitaciones tradicionales. En A. Lozano y J. Vladimir Burgos (Eds.). Tecnología educativa en un modelo de educación a distancia centrado en la persona. México: Limusa.

Giroux, S. y Tremblay, G. (2004). Metodología de las ciencias humanas. México, DF: Fondo de Cultura Económica.

Gunawardena, Ch.; Lowe, C.; y Anderson, T. (1997). Analysis of a global online debate and the development of an interaction analysis model for examining social construction of knowledge in computer conferencing. Journal of Educational Computing Research, vol. 17, núm. 4, pp. 395-429.

Hernández Sampieri, R.; Fernández-Collado, C.; y Baptista Lucio, P. (2006). Metodología de la investigación. México: McGraw-Hill.

Mortera Gutiérrez, F. J. (2007). El aprendizaje híbrido o combinado (blended learning): acompañamiento tecnológico en las aulas del siglo XXI. En A. Lozano y J. Vladimir Burgos (Eds.). Tecnología educativa en un modelo de educación a distancia centrado en la persona. México: Limusa.

Universidad Tecnológica de la Costa (2011). Filosofía Institucional. Recuperado el 13 de junio de 2011de http://www.utdelacosta.edu.mx/filosofia.php

York, C.; Yang, D.; y Dark, M. (2007). Transitioning from Face-to-Face to Online Instruction: How to Increase Presence and Cognitive/Social Interaction in an Online Information Security Risk Assessment Class. International Journal of Information and Communication Technology Education, vol. 3, núm. 2, pp. 41-50.

Métricas de artículo

Cargando métricas ...

Metrics powered by PLOS ALM

Enlaces refback

  • No hay ningún enlace refback.




Indizaciones


  

Otros índices


Apertura vol. 13, núm. 1, abril - septiembre 2021, es una revista científica especializada en innovación educativa en ambientes virtuales que se publica de manera semestral por la Universidad de Guadalajara, a través de la Coordinación de Recursos Informativos del Sistema de Universidad Virtual. Oficinas en Av. La Paz 2453, colonia Arcos Sur, CP 44140, Guadalajara, Jalisco, México. Tel.: 333268-8888 ext. 18775, www.udgvirtual.udg.mx/apertura, apertura@udgvirtual.udg.mx. Editor responsable: Alicia Zúñiga Llamas. Número de Reserva de Derechos al Uso Exclusivo del Título de la versión electrónica: 04-2009-080712102200-203, e-ISSN: 2007–1094; número de Reserva de Derechos al Uso Exclusivo del Título de la versión impresa: 04-2009-121512273300-102, ISSN: 1665–6180, otorgados por el Instituto Nacional del Derecho de Autor. Número de Licitud de Título: 13449 y número de Licitud de contenido: 11022 de la versión impresa, ambos otorgados por la Comisión Calificadora de Publicaciones y Revistas Ilustradas de la Secretaría de Gobernación. Responsable de la última actualización de este número: Sergio Alberto Mendoza Hernández. Fecha de última actualización: 26 de marzo de 2021.